recomendaciones ropa

Mi experiencia con Collectif

Siempre me ha gustado la marca Collectif, tengo varias prendas (como os he enseñado con este vestido tiki, este de hibiscus o esta capita) especialmente de cuando era más rockabilly y no tan retro.
Me gusta mucho la dirección que ha tomado hacia una estética más años 40 y no tan macarra, pero tiene varios inconvenientes: 1º es bastante más cara que otras marcas también inglesas como por ejemplo Hell Bunny o Banned,  2º el cambio de la libra encarece mucho (más los gastos de envío e IVA) y 3º son un poco caóticos con las tallas y siendo la misma marca a veces llevo la 8 (la 36), otras la 10 y a veces hasta la 12 (la 40 española). Así que nunca terminaba de decidirme, pero aprovechando que mi amiga de Estrella de Golden Trash iba a hacer un pedido para la tienda le encargué varias cosas y esta ha sido mi experiencia.

Me pillé (sí, se me fue un poco la olla pero tenía que aprovechar, que si pido a cuentagotas al final acabo pagando más de IVA, gastos de envío y demás):

– Este bolso: el Jean Retro bag, ideal para combinar con mi vestido marinero.

collectif_bolso

La foto no le hace ni remotamente justicia, no os podéis imaginar lo bonito que es, el asa y el cierre son como de nácar, y  la calidad y los acabados son una pasada, eso sí, si lo pides como particular, más el IVA, más los gastos y demás acaba saliendo por más de 100€, una auténtica locura.

– Este otro: el Debbie Patent cherry bag.

collectif_cherry_bag
Lo pedí porque mi bolso rojo ha muerto y necesitaba uno que me combinase cuando voy de rojo. Aunque en un principio me hubiese gustado más al revés (rojo con las cerezas negras, y eso que no soy muy de cerezas) lo compré porque me gustaba el asa también como de nácar. Cuando lo abrí aluciné, es bonito no, lo siguiente. El asa es una auténtica pasada, y las cerezas y las hojas son del mismo material por lo que es super llamativo (aunque me da que un poco delicado). No es un bolso para llevar todos los días porque igual acaba cansando, pero sin duda es de los de «deslumbrar», parece de estrella de cine de los años 40. ¿El incoveniente? Lo mismo que el anterior, el precio.

– Este jersey: el Annie Cherry Top.
collectif_cherry-knitted

Hacía tiempo que tenía ganas de un jerseycito así para invierno, finito para cuando entras en los sitios con la calefacción a tope y de manga 3/4. La verdad es que es una pasada de bonito y se ve que la calidad es buena. Una amiga que ha trabajado en Collectif me comentó que todo el punto daba bastante talla, así que me pedí una 8 (una 36) y acerté de lleno, me va como un guante.
El detalle del calado en forma de cerezas me encanta y además me pega con el bolso anterior (no creáis que lo he hecho a posta, ha sido una casualidad de la que me he dado cuenta después, pero mira, me viene estupendamente).
Sin embargo, a pesar de lo contenta que estoy con él,  ya os digo que así como los bolsos cuestan una pasta pero merecen la pena porque es algo duradero, me temo que este es el primer y último jersey que me pido, por muy bonito y bueno que sea, me parece que el precio final es excesivo para una prenda que va a sufrir el desgaste de las lavadoras.

– Este otro: el Freddie knitted top.
collectif_knitted_anchor

Ya que pedía uno de manga 3/4 me apetecía pedir también uno de manga corta para probar. Me costó muchísimo decidirme por el color porque lo hay en varios tonos y todos me encantaban, pero pensé que el blanco no falla y me pareció que con los botones de perlas en el color que más lucirían es el blanco.
Una vez más pedí la 8, pero por error me han enviado la 10 y me está ¡gigante!!! Voy a intentar meterlo en la secadora a ver, pero si no encoge no creo que pueda llegar a ponérmelo porque de tan grande que me está me hace super gorda. Una lástima porque es precioso, los botones son una pasada, y el detalle del calado en forma de anclas es una maravilla. Además me pegaba con el primer bolso (nuevamente una casualidad).

– Y por último este vestido: el Tallulah Tropical dress.

collectif_vestido_flamencos_tucan_pinaEn realidad todo empezó por culpa de este vestido. Lo vi y me enamoré, tiene todo lo que me gusta: corte recto, colores pastel, estampado de flamencos, tucanes y piñas… ¿qué más se puede pedir? Además vestidos para grandes ocasiones (cumpleaños, fiestas varias o cenas de empresa) solo tengo uno, el hawaiiano.
Si lo compraba como particular me costaba una barbaridad, así que hablé con Estrella para encargarlo a través de su tienda.
Como los vestidos que tengo de Collectif dan poca talla y últimamente estoy un poco más gordita en vez de pedir la 10 que es la que llevaría habitualmente pedí la 12 (la 40); madre mía, en buena hora, me está ultra enorme, tan enorme que necesitaría al menos una o dos tallas menos, vamos que podía haber pedido perfectamente la 10 o incluso la 8 (para que veáis la movida que tienen con las tallas). Menos mal que tengo una costurera que es una artista y entalla y ensancha vestidos que da gusto, pero yo que estaba feliz de que me saliese más barato al final con el arreglo (que he tenido que entallarlo, cortarle el largo y quitarle tela porque esa doblez que parece tan bonita en la foto luego puesto queda muy raro, o al menos en mí), me va a acabar costando la diferencia.
A su favor diré que la tela es buena y está muy bien acabado, pero entre que el estampado luego no luce tanto y mi patinazo con la talla… de entre todo lo comprado tengo que decir que quizá este haya sido mi particular decepción. Es bonito, muy bonito, pero no para lo que me va a costar.

En general, el balance con Collectif es positivo, todo es precioso y de buena calidad, y como capricho una vez al año no está mal, aunque para consumir con más frecuencia me quedo con Hell Bunny y Banned que son igual de bonitas y muchísimo más baratas.

1 Comment

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.